Page 14 - GoodNewsSpanishWCBTCompanion
P. 14

¿Qué es la oración? página 36Hable acerca de los amigos y de cómo permanecen siendo amigos. Ayude a los niños a entender que las mismas cosas que ellos hacen para ser amigos entre si les ayudarán a ser amigos de Jesús. Por ejemplo, hablar de Jesús todos los días les ayudarán a que se acer- quen más a Jesús.¿Cuándo debemos orar? página 36¿Dónde debemos orar? página 37Después de leer el texto debajo de estos títulos, pida a los niños que piensen cuándo y dónde podrían orar todos los días. Pidales que hagan dibujos de ellos orando en un lugar y momento escogido. Aliénteles a que lo que se representa en sus dibujos se haga realidad.Recuerde a los niños que hay muchas acciones en la oración. Pida a voluntarios demostrar la manera apropiada de hacer cada una de estas acciones. Luego pida a toda la clase que las haga.• Arrodillarse• Juntarlasmanos• HacerlaSeñaldelaCruz• Inclinarlacabeza• Doblarlarodilla• PararsePida a los niños que digan cuándo hacen estas acciones en la Misa.¿Cómo se debe orar? página 37Dé oportunidad a los niños durante el año de practicar cada tipo de oración. Ellos pueden sorprenders de oír que deben aprender, no sólo oraciones, pero además cómo orar. Pueden aprender maneras diferentes de rezar a través de la práctica. Así como ellos deben practicar fútbol para hacer un gol, ellos necesitan practicar a orar.Recuerde a los niños que a todos los santos les agradaba mucho orar. Ellos pueden darnos buenos consejos sobre cómo orar.• SantaTeresadijoquelaoración“escompartiríntimamenteentreamigos; signi ca hacer tiempo con frecuencia para estar solo con elquesabemosquenosama”.• SanJohnVianneyobservóqueunhombreancianoveníaa menudo a la iglesia y se sentaba en silencio delante del taber- náculo. El sacerdote le preguntó al hombre sobre su oración. El hombre le explicó: “Yo le miro y él me mira.”Si fuera posible, lleve a los niños a la iglesia o a la capilla a orar delante del Santo Sacramento. Pida que permanezcan callados cinco minutos con Jesús.¿Por qué se debe orar? página 38Ayude a los niños a entender estas cinco formas de oración con ejemplos de declaraciones de sus vidas diarias.• Bendición—Molly,fuistemuyamablededarmetujuego.• Petición—Papá,¿nosconsiguesboletosparaelpartidodefútbol?¿Por favor?• Intercesión—Mamá,¿mepermitesinvitaraJakeparaquevengaajugar? Su mamá y papá irán de compras.• Agradecer—Graciasporhacerchiliestanoche,Papá!•Pida a los niños que sugieran ejemplos adicionales de declara- ciones de su propia experiencia. Agradecer y petición serán más fáciles para ellos. Si no pueden pensar en ejemplos, pídales que lean nuevamente las descripciones.Para ayudar a los niños a entender las oraciones de intercesión, indique que nosotros rezamos Intercesiones Generales (también llamada la Oración del Creyente) durante la Misa. Nosotros oramos para:• laIglesia• elmundoylasnecesidadesdelpaís• laspersonasnecesitadasdebidoapobreza,enfermedadyotrascausas• alguienconocidoquenecesitanuestrasoracionesHaga que los niños trabajen en pareja para escribir intercesiones para la Iglesia, el mundo y las necesidades del prójimo. Luego, pida a todos que escriban una intercesión personal.Reúnanse en su área para orar. Lea las intercesiones. Después de cada una de ellas, pida a los niños que respondan, “Señor, escucha nuestra oración” u otra respuesta de su agrado. Los niños pueden leer sus intercesiones personales y los demás niños responderán juntos.Desilusiones, página 39Pregunte a los niños si hay alguien que quiera hablar de una experi- encia de haberse distraído o desilusionado al orar. Esté pronto para ofrecerles una o dos observaciones propias.Luego hable sobre las soluciones para lidiar con las distracciones. Tranquilice a los niños diciendo que a veces todos enfrentamos distracciones. Pregunte: ¿piensan ustedes que funcionarán algunas de estas sugerencias? ¿Pueden pensar en algunas soluciones? Usted puede sugerir una palabra para que ellos la tengan en cuenta: ENFOQUE.Lea en voz alta las tres cosas importantes a recordar de la oración. Luego pida a los niños que escriban sus propias oraciones, pidi- endo ayuda a Dios para tener fe en su amor y cuidado.La Oración del Señor, página 40La mayoría de los niños sabrá las palabras de esta oración, pero les será útil pasar algún tiempo pensando acerca de las palabras. Pida a los niños que piensen sobre cómo ellos podrían hacer la Oración de Señor con dibujos. Sería una combinación de palabras y dibujos. Por ejemplo, Nuestro [dibujo de un padre] que está en el [una ima- gen que representa el cielo], y así sucesivamente.Reparta trozos grandes de papel, lápices de color, marcadores, crayones, revistas, pegamento y tijeras. Diga a los niños que pueden hacer sus propios dibujos o pueden encontrarlos en revistas. Pueden escribir sus propias palabras o recortar palabras de las revistas. Dé tiempo a los niños para mostrar su trabajo a la clase. Si fuera posible, visite un jardín de infantes o una clase de primer año, con sus ora- ciones de dibujos. Haga que cada niño forme un par con otro niño más pequeño para ayudarle a leer la oración con dibujos.12Elogiar—Tú eres magní ca, Mamá!


































































































   11   12   13   14   15